Áreas de Techos con Problemas

Recubrimientos líquidos y materiales de reparación para techos de aplicación a bajas temperaturas Belzona para la protección de techos contra daños, deterioro y entrada de agua.

Áreas de Techos con Problemas

Desde 1965, los materiales y recubrimientos líquidos para techos Belzona han sido ampliamente utilizados para la reparación y protección de todos los tipos de áreas de techado problemáticas, como juntas, uniones, travesaños, tragaluces y tapajuntas, que son especialmente propensas al deterioro y al daño que conducen a fugas. Nuestros recubrimientos para techos de bajo olor tienen capacidades de impermeabilización y resistencia a la intemperie excepcionales y aseguran que su techo se mantenga protegido por hasta 20 años o más.

Impermeabilización y protección de techos contra daños

Belzona ofrece recubrimientos líquidos ligeros para techo, como Belzona 3111 (Flexible Membrane), que proporciona excelentes propiedades de impermeabilización y resistencia a la intemperie, de modo que garantiza la protección contra fugas, daños y deterioro a largo plazo.

Nuestros recubrimientos para techo de fraguado a bajas temperaturas pueden aplicarse fácilmente con brocha en casi cualquier lugar, incluidos escuelas, hospitales y edificios públicos, gracias a su bajo olor. El sistema de aplicación incorpora una lámina de refuerzo para permitir un fácil control del espesor del revestimiento durante la aplicación, así como la adaptación al movimiento del techo gracias a su elasticidad excepcional.

Reparación y protección de plomo

Los materiales Belzona para techos también son ampliamente utilizados para reparar y proteger los techos de plomo, que son especialmente susceptibles a daños y deterioro debido al ataque de las condiciones climáticas adversas y a la creciente ola de robos. Los materiales epoxi de fraguado rápido, como Belzona 1211 (E-Metal), se pueden utilizar para restaurar sin problemas el plomo de reparación. El encapsulamiento de los techos de plomo enteros o la sustitución del plomo faltante mediante el uso de membranas poliméricas de Belzona también es un método simple y eficaz de prevenir el robo de plomo.

Juntas, uniones y reparaciones de emergencia

Las reparaciones de emergencia, tales como el sellado de fugas, juntas y uniones de expansión dañadas, se pueden completar al instante con Belzona 3121 (MR7), que se unirá fuertemente a la mayoría de superficies de techo y fraguará aunque estas se encuentren totalmente inmersas en el agua gracias a su impermeabilización instantánea.

La reparación y el sellado de tragaluces y travesaños corroídos pueden completarse con materiales como Belzona 3111 (Flexible Membrane), sin ninguna interrupción en la instalación. Este material versátil también se puede utilizar para reparar tapajuntas sueltos o dañados en superficies de techo y paredes de mampostería.

Reparación de paredes de parapeto y albardillas

Las paredes de parapeto y albardillas dañadas y con fugas se pueden reparar fácilmente con Belzona 3121 (MR7), que se puede aplicar incluso en condiciones meteorológicas adversas. Este material microporoso también se utiliza para otras reparaciones, que incluyen el apuntalamiento de ladrillos de pared o argamasa, y el sellado y la reparación de grietas en muros de mampostería.

Video:

Galería de fotos: